Diana fue encontrada junto a sus 2 hermanos, solos, sin agua ni comida y sobre todo sin su mamá. Los pequeños estaban en muy mal estado, llenos de pulgas, garrapatas y ácaros y ciertamente no habrían sobrevivido mucho más sin la intervención humana. Desafortunadamente, uno de los cachorros ya estaba tan débil que murió en la clínica veterinaria, pero los otros dos, Diana y su hermano Akira, lucharon valientemente por sus vidas y salieron victoriosos sobre la enfermedad y el hambre.

Diana es una perra fantástica. Esperamos que pronto tenga una gran vida como la mejor amiga de una familia amorosa

 

Información básica
  • Sexo: hembra
  • Edad: mayo 2016
  • Tamaño: mediano-grande